Comparte este curioso post...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit

Caroline Morse Teel pidió vía email a Mathew Bradley, antiguo agente de la CIA,  una serie de recomendaciones de viaje para hacer de la estancia fuera una experiencia más segura y disfrutable. Tirando de su veteranía en la Agencia, Bradley, que ahora trabaja para una  empresa dedicada a la seguridad y asistencia médica en viajes, sugiere cuestiones como estas:

  • Mantener un perfil bajo en el destino. Vamos, que no vayáis dando el cante por ahí con vuestro mapa desplegado, las sandalias, las bermudas y el gorro de paja azul con el logo de la Mahou. También es importante que dé la sensación de que conocéis ya el sitio y que lo hayáis investigado un poco antes para que os resulte más familiar.
  • Tener planificado dónde te vas a alojar y cómo te vas a mover por la zona, así como estar un poco al loro de lo que viene siendo lo que te rodea y no empanao de la vida. O alobao, que dice una amiga mía de Málaga.
  • Asegurarte de que alguien sabe a dónde vas y a qué hora pensabas volver, así como a quién puede llamar en caso de que no aparezcas. Por si las moscas. Esto es algo que no lo hace James Franco en “127 horas” y la verdad que los que vimos la película lo pasamos mal. Muy mal, James.
recomendaciones para viajar

Viaja, galán, pero viaja seguro.

  • El pasaporte, mejor en la caja fuerte del hotel, porque si lo pierdes o te lo roban el follón es minino. Así que -esto me lo imagino yo- a llevarse una fotocopia toca, porque imagino que ir por ahí por el mundo sin documentación tampoco es que sea una idea fetén. Que a lo mejor si eres un agente de la CIA es lo suyo, pero si eres Paco Muñoz y vas circulando por el planeta con tu camiseta del Deportivo Guadalajara como única seña de identidad, queda raro.
  • La última que os pongo y, creo, que la que más me gusta. Llevad un tope para poner en la puerta de vuestra habitación del hotel. Ya sabéis, en la rendija de debajo. Esto a mi me parece muy útil, porque en una ocasión, en París, estuve yo con unos amigos en un hotel de mala muerte y la cosa pintaba tan raruna que colocamos las mochilas en plan barricada durante la noche. Así que, a tope con el tope, amigos.

El artículo completo, puede leerse en USA Today.

Comparte este curioso post...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit