Comparte este curioso post...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit

1.600 millones de dólares supuso el negocio del streaming de contenidos en Japón, según un reportaje en Variety que apunta a la carrera por hacerse con una pieza significativa de un pastel que no para de crecer y que tiene en vilo a la industria del cine en aquel país.

Actualmente son dos plataformas las que manejan el cotarro: dTV (propiedad de la teleco NTT DoCoMo) y Hulu, que también tiene negocio en Japón a través de Nippon TV. Pero el futuro es prometedor y Netflix y Amazon también quieren tomar parte en el flujo de ventas, que se estima que aumentará a unos 2.340 millones en 2022, y superaría así a las actuales cifras de recaudación de las salas de cine en Japón.

Toda una advertencia para la industria cinematográfica japonesa, que no acaba de ver clara la forma de oponerse al auge del entretenimiento audiovisual que se consume directamente en casa.

Netflix lleva en Japón desde 2015 y cuenta con un ingente catálogo de anime, así como con acuerdos con varios estudios nipones para la producción de contenidos. La plataforma, además, presume de libertad creativa en los nuevos desarrollos.

The platform is helping with creativity as well. Another Netflix project that went online this year is “Devilman Crybaby,” a series based on a manga by Go Nagai. It includes violence and sexual situations that, according to Okiura, are ideal for Netflix.

 

No es la única. Amazon también se ha puesto las pilas con productos originales de los que luego obtener beneficios a través de diferentes vías (taquilla, ventas de DVD y libros, etc.) Ambas plataformas quieren disputar el liderazgo del streaming en el país asiático y cuentan con financiación para hacerlo. Netflix va a invertir 8.000 millones de dólares en contenido original este 2018, y la compañía de Jeff Bezos, bueno, parece tener dinero infinito, ya saben.

No solo en Japón, sino en todo el mundo, la batalla por hacerse un hueco en las casas de la gente con una plataforma de contenido propia acaba de empezar. Con pinta de burbuja, pero ahí está. Probablemente el año que viene desembarque Disney y Univision también se tira al ruedo con precios populares.

El dilema sigue siendo el mismo: ¿Hay hueco para tanta oferta de suscripción en el mercado? ¿Y en los bolsillos de la gente? Imagino que terminaremos viendo algunos packs conjuntos (como el de Spotify y Hulu), fusiones y adquisiciones a no mucho tardar.

Comparte este curioso post...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit